COLOMBIA MAGICOS LUGARES_LIBRETA
COLOMBIA MAGICOS LUGARES_LIBRETA

Medellín, La Ciudad De La Eterna Primavera

Tener Buenos Recuerdos, Serán Una Historia Para Repetir.

Las ganas de aventurar siempre nos llevarán por nuevos caminos; donde surgirá una nueva historia, anécdota y consigo recuerdos que te marcarán. “Más que en la memoria, en el corazón”. Por ahí dicen que uno no se baña dos veces en el mismo río. Una frase que jamás habíamos entendido, hasta aquel momento en que comprendimos que todo cambia y nada será igual dos veces.

Entonces este grupo de viajeros creyó que al llegar a Medellín recorrería las calles y lugares de la ciudad que recordaba con nostalgia y anhelo. (Como si la ciudad de la eterna primavera se quedara congelada durante el tiempo; algo utópico). Como siempre sorprendidos, encontramos una gran variedad de lugares, actividades y mucho diseño por la ciudad, así que en pocas palabras nos enamoramos y esta fue nuestra pequeña travesía donde contaremos un poco de ello.

Salir sin abrigos, sin ataduras ni pensamientos que inunden nuestra cabeza fue la primera decisión grupal; ya que solo nos invadiría la pasión por conocer y probar lo que esta bella ciudad tiene para ofrecernos. Así que en nuestro recorrido comenzó desde la “plaza de botero”  donde está el Museo de Antioquia y a las afueras una aglomeración de paisas verracos, trabajadores y también enganchadores, que mientras se charlan al turista le van poniendo desde la gafa, una manilla y hasta un sombrero pa’ que se lleve un pequeño recuerdo de la ciudad; Así que -claro que nos lo llevamos.

Sedientos por el calor de aquel radiante día y un poco apretados por los demás antioqueños que estaban con nosotros en el metro dirigiéndose a la estación de Alpujarra donde caminamos cual expertos conocedores hasta el “parque de los pies descalzos” lugar característico por sus atracciones. Tuvimos el gusto de disfrutar guiados; en donde nos relajamos de una manera exorbitante y solo podía completar la dicha de aquella experiencia una cerveza bien fría “Pilsen” por obvias razones era la que sentíamos que debíamos que pedir así que no fue solo una sino tres.

Después de estar entonaos, llenos de cerveza pero con hambre y ganas de conocer un lugar donde pudiéramos degustar la gastronomía de la ciudad y encontrar variedad con el pretexto de poder picar y deleitar los pequeños antojitos que tiene todo viajero cuando llega a una ciudad diferente. Decidimos, entonces, ir al mercado del río(totalmente sorprendente) donde se une la música, la gran variedad de la gastronomía con puestos separados a menos de dos metros que venden comida totalmente diferente, junto con el ambiente rustico y el calor de la gente (por no decir tumulto) para pasar un rato ameno. Nosotros comimos en más de 5 lugares y daremos uno de nuestros preferidos “El Rancherito” donde la comida antioqueña y su tradición deleitaron nuestros paladares. La noche termino después de un par de botellas de vino bien charladas; en donde llegamos a la conclusión de que esta ciudad siempre será un sinónimo de innovación, pero también de tradición y eso es lo que le encanta a nosotros los turistas. Tener un poco de todo en un mismo lugar, llevarse un recuerdo inolvidable y único de cada destino visitado para al final poder sentir que una parte de nuestro ser se ha quedado, pero también nos hemos llevado algo de ese sitio… y nuestras historias continuarán.

Sin título-2
medellin ciudad de la eterna primavera museo de antioquia
medellin ciudad de la eterna primavera plaza de botero

Soy Rustiko | Nuestras historias para regalar o llevar siempre contigo 


Soy Rustiko Nuestras historias para regalar o llevar siempre contigo


Métodos de pago.

Sitio seguro.

Rustiko 100%

Comments(3)

Leave a Comment